Aspectos Constructivos de las Cubiertas Vegetales

Las cubiertas vegetales han ganado popularidad en la arquitectura moderna debido a su capacidad para combinar la estética natural con la funcionalidad de los edificios. Sin embargo, su instalación y diseño requieren una cuidadosa consideración de diversos factores constructivos para evitar problemas a largo plazo. En este artículo, exploraremos en detalle los aspectos constructivos clave relacionados con las cubiertas vegetales, desde la densidad de la tierra vegetal hasta el peso de la tierra mojada y mucho más.

¿Qué Son las Cubiertas Vegetales?

Las cubiertas vegetales, también conocidas como cubiertas verdes o cubiertas ajardinadas, son sistemas de techado en los que se utiliza material «vivo» como vegetación para crear soluciones constructivas en edificios. Estas cubiertas han experimentado un auge en popularidad debido a su capacidad para reintroducir espacios verdes en entornos urbanos y ofrecer una serie de beneficios, incluido un aislamiento térmico efectivo y una estética naturalmente atractiva.

Densidad de la Tierra Vegetal

aislamiento ta(c)rmico 3

Uno de los aspectos clave a considerar al construir una cubierta vegetal es la densidad de la tierra vegetal. La tierra utilizada en estas cubiertas puede ser considerablemente más pesada que otros materiales de construcción tradicionales. Por ejemplo, la tierra mojada puede pesar hasta 1,700 kg/m³. Por lo tanto, es esencial realizar un cálculo preciso para garantizar que la estructura existente pueda soportar el aumento de peso causado por la tierra y la vegetación.

En el pasado, se han producido casos desafortunados de estructuras colapsando debido a la falta de consideración de este factor. Por ejemplo, un centro comercial en Riga, Letonia, experimentó un colapso debido al incremento de peso causado por una cubierta vegetal mal diseñada. La estructura no estaba preparada para soportar esta carga adicional, lo que llevó a un desastre arquitectónico.

Tipos de Cubiertas Vegetales

Existen diferentes tipos de cubiertas vegetales según la variedad de vegetación utilizada, el mantenimiento requerido y el espesor del sustrato:

  • Cubierta Verde Extensiva: Requiere un mantenimiento mínimo y utiliza hasta 15 cm de tierra vegetal, generalmente para césped y vegetación similar.
  • Cubierta Verde Semiintensiva: Necesita un mantenimiento moderado y utiliza un sustrato de 15-30 cm, lo que permite el cultivo de arbustos de tamaño medio.
  • Cubierta Verde Intensiva: Requiere un mantenimiento más intensivo y utiliza un sustrato de hasta 50 cm, lo que permite el crecimiento de plantas y arbustos de mayor tamaño.

Es importante destacar que la elección del tipo de cubierta verde debe considerarse en función de la capacidad de carga de la estructura existente y los objetivos estéticos y funcionales del proyecto.

Aislamiento

cubierta verde intensiva 4

Además de su atractivo estético, las cubiertas vegetales ofrecen un aislamiento térmico excepcional. Pueden equipararse a los valores de aislamiento proporcionados por los paneles de aislamiento térmico convencionales. Sin embargo, es importante tener en cuenta que las cubiertas vegetales suelen requerir un espesor mayor de sustrato en comparación con los paneles de aislamiento, lo que puede afectar a la altura total de la estructura.

El poder aislante de las cubiertas vegetales es un beneficio clave, ya que puede contribuir a la eficiencia energética de los edificios, reduciendo la necesidad de calefacción y refrigeración.

Consideraciones para un Funcionamiento Óptimo

Para garantizar el buen funcionamiento de una cubierta vegetal, es esencial tener en cuenta varios aspectos constructivos:

  1. Impermeabilización: La impermeabilización de la cubierta es fundamental para evitar filtraciones de agua. Se deben prestar especial atención a los puntos débiles, como el encuentro con sumideros o desagües.
  2. Drenaje y Evacuación del Agua: Un sistema de drenaje efectivo es necesario para evitar la acumulación de agua en la cubierta. El exceso de agua puede aumentar significativamente el peso y causar daños.
  3. Adecuación de la Estructura: La estructura existente debe ser capaz de soportar el peso adicional de la cubierta vegetal y su sustrato. Es importante evaluar la resistencia de la estructura antes de la instalación.

Además, se recomienda el uso de geotextiles antipunzonantes bajo la capa de sustrato. Estos geotextiles evitan el crecimiento de raíces que puedan dañar la capa impermeable y causar filtraciones de agua. También permiten la separación entre la capa de sustrato y la capa drenante, evitando problemas potenciales.

En caso de una posible gotera, las reparaciones pueden ser más complicadas debido a la necesidad de acceder a la zona de la lámina impermeable dañada. Sin embargo, se pueden solucionar superponiendo una nueva lámina impermeable sobre la zona afectada y aplicando calor para fusionarlas y garantizar su estanqueidad.

Preguntas Frecuentes

¿Cuáles son los beneficios de las cubiertas vegetales?

Las cubiertas vegetales ofrecen varios beneficios, como aislamiento térmico, estética natural, reducción de la huella de carbono y la reintroducción de espacios verdes en entornos urbanos.

¿Qué es la densidad de la tierra vegetal?

La densidad de la tierra vegetal se refiere al peso por unidad de volumen de la tierra utilizada en las cubiertas vegetales. La tierra mojada puede ser especialmente pesada, con un peso de hasta 1,700 kg/m³.

¿Cómo se evitan las filtraciones de agua en las cubiertas vegetales?

Para evitar filtraciones de agua, es esencial una adecuada impermeabilización de la cubierta, el uso de un sistema de drenaje efectivo y la prevención del crecimiento de raíces que puedan dañar la capa impermeable.

¿Qué tipo de cubierta vegetal es adecuada para mi proyecto?

La elección del tipo de cubierta vegetal depende de la capacidad de carga de la estructura existente y los objetivos estéticos y funcionales del proyecto. Puede ser extensiva, semiintensiva o intensiva.

En resumen, las cubiertas vegetales son una opción atractiva en la construcción moderna, pero su diseño y construcción deben abordarse con cuidado. Considerar la densidad de la tierra vegetal, el tipo de cubierta, el aislamiento, el drenaje y la adecuación de la estructura son aspectos cruciales para el éxito de este tipo de proyectos. Con una planificación adecuada, las cubiertas vegetales pueden ofrecer un entorno sostenible y estéticamente agradable para disfrute de todos.